Procedente de los bosques de arces de Canadá y EE.UU, la miel de maple ha sabido conquistar el paladar de millones de consumidores en todo el mundo, además de convertirse, bajo el microscopio, en un superalimento de mejores cualidades que la linaza o el vino tinto. Denominada también como sirope o jarabe de arce, esta delicia, consumida tradicionalmente con waffles y tortitas en Norteamérica, se ha introducido poco a poco en nuestras cocinas, hasta conseguir la aceptación de los ‘foodies’ autóctonos.

Lo extraordinario de esta variedad apícola es su procedencia vegetal y su elaboración, siendo artesanal en la mayoría de las ocasiones. A continuación repasaremos sus propiedades, beneficios y modos de obtención, además de responder a la gran pregunta: ¿para qué sirve el Sirope de Arce fuera del ámbito culinario?

 

Nuestra recomendación:

8,45€
11,90
1 Nuevo Desde 8,45€
A partir de 15 octubre, 2018 22:22
Ver
Amazon.es
Envío gratuito
13,95€
1 Nuevo Desde 13,95€
A partir de 15 octubre, 2018 22:22
Ver
Amazon.es
Envío gratuito
19,95€
28,10
1 Nuevo Desde 19,95€
A partir de 15 octubre, 2018 22:22
Ver
Amazon.es
Envío gratuito
23,75€
31,90
1 Nuevo Desde 23,75€
A partir de 15 octubre, 2018 22:22
Ver
Amazon.es
Envío gratuito
9,10
A partir de 15 octubre, 2018 22:22
Ver
Amazon.es
Envío gratuito
A partir de 15 octubre, 2018 22:22
Ver
Amazon.es
Envío gratuito

 

¿Qué es el Sirope de Arce o Miel de Maple?

El sirope de arce es aquél que tiene por materia prima la savia del arce, concretamente de las variedades arce azucarero (acer saccharum), arce rojo (acer rubrum) o arce negro (acer monspessulanum). Originariamente procede de Canadá, aunque el norte de Estados Unidos también es un gran productor de esta miel, debido a las poblaciones aceráceas de estos países.

El sabor de la miel de maple varía según su color. Estas diferentes tonalidades no guardan relación con la concentración de azúcar, sino con la época en la que se ha extraído la savia del árbol. En los Estados Unidos la gradación se divide en Grado A y Grado B, siendo el Grado A subdividido en tres subcategorías atendiendo al color: Ámbar Claro, Ámbar Intermedio y Ámbar Oscuro. El Grado B es más oscuro que Ámbar Oscuro. Las tonalidades dependen de la época de fabricación. En Canadá los grados se denominan Canadá #1, Canadá #2 y Canadá# 3.

Su textura suele ser líquida y de fácil manejo para el hogar, pensando sobre todo en su uso como endulzante. Entre las principales marcas que comercian la Miel de Arce encontramos Sirup Vital, Vermont Sirope o Maple Grove. En la actualidad, los principales productores mundiales son Canadá y Estados Unidos, siendo la provincia canadiense de Quebec el mayor productor mundial por sí sola.

¿Cómo se obtiene?

La savia del árbol es extraída mediante la perforación cuidadosa de la corteza (de forma que el árbol pueda volver a cubrir el orificio y no le suponga ningún peligro) y colocación de unos conductos plásticos que la dirigen a otro conducto de mayor grosor. Esta canalización lleva la savia a unas ollas donde el líquido del arce es hervido. Mientras se cuece, el líquido ha de ser removido constantemente. Se busca así una mayor concentración de sus componentes. Normalmente un litro de sirope o Maple, necesita de entre 30 y 50 litros de savia. Este proceso empieza en primavera y puede durar entre 10 y 20 días. Suele elaborarse en las llamadas cabañas de azúcar (en francés “cabanes à sucre” o en inglés “sugarbushes”), donde se colocan las ollas que hervirán la savia.

¿Cuáles son las propiedades del jarabe de arce?

El origen de las propiedades nutricionales de la miel de maple o sirope de arce está la sucrosa, su azúcar principal y base de su poder energético. Al ser de origen vegetal, tiene un índice glucémico muy bajo. Por otra parte, contiene vitaminas como la B3, B12 y B1. En su composición también encontramos minerales como el calcio, el potasio o el magnesio, así como enzimas y aminoácidos diversos.

¿Para qué sirve el sirope de arce?

Son muchas las bondades de esta miel, reconocida como uno de los grandes remedios naturales para combatir diversas enfermedades y dolencias, merced a algunas de las propiedades antedichas. Entre los principales beneficios de la Miel de Maple destacamos:

Retrasa el envejecimiento celular

Otros elementos que podemos encontrar en el sirope de arce son los lignanos y curaminas, cuyas propiedades antioxidantes nos ayudan a retrasar el envejecimiento de las células. A esta labor también contribuyen las vitaminas y minerales aportados por esta miel.

Disminuye las inflamaciones estomacales y musculares

Al igual que otras muchas mieles, la de Maple permite realizar una óptima digestión gracias a su contenido enzimático, que favorece la relajación y disminución de las inflamaciones en el estómago y los músculos. Con toda seguridad uno de los grandes beneficios de la miel de maple.

Anticancerígeno natural

Los extractos fenólicos, elementos que se encuentran en diversas especies vegetales, actúan sobre las células cancerígenas, retrasando o frenando las mutaciones y la proliferación de dichas células. Estas acciones tendrían un mayor efecto sobre el cáncer de próstata y pulmones, siendo menor su intensidad en otro tipo de cánceres.

Contraindicaciones del sirope de arce

Pero no es oro todo lo que reluce en el sirope o jarabe de arce. Su altísimo contenido en azúcares hace saltar la primera alarma. Así, una persona que sufra de diabetes debería controlar su ingesta, o mejor aún, consultar a su médico de cabecera. En líneas generales, no se debe abusar de su consumo. En una persona adulta que consuma unas 2.000 calorías al día, no debería superar la dosis de 75 gramos al día.

Así las cosas, la miel de maple es un producto con personalidad, diferente en aroma y sabor, perfecto para los amantes de las variedades apícolas más exóticas. Actualmente se encuentra en plena expansión por las cocinas europeas, pues su intenso dulzor se presta a complementar postres y alimentos horneados.

Si quieres conocer más acerca de las distintas variedades de mieles accede a miel10.com.